Hace unos días me di de alta, por fin, en Twitter. Sinceramente nunca había sentido la necesidad de hacerlo, pues no encontraba el valor añadido que me puede aportar, pero por probar, que no quede.

Hoy me encuentro esta noticia:

Twitter, muchos miembros pero pocos usuarios reales

No sé si la causa será algo parecido a lo que me ocurre a mi, pero el dato es ese.

¿Por qué usar Twitter? Es la pregunta que desde que me registré me vengo haciendo. El registro lo hice exclusivamente por “curiosidad” y por “si me puede ayudar en la promoción de PRESUPUESTUM“, y antes de dedicarle más tiempo (cambio de plantilla, etc…) creo que me lo voy a seguir “repensando” un poco más.

Las diferencias que encuentro entre Twitter y Facebook, para mi son evidentes. Facebook gana por goleada. El fin y utilidad de Twitter es “microbloguear”, cosa que también puedes hacer con Facebook … y ya. Bueno si lo de los seguidores y demás, que también puedes hacer con Facebook. Y ahora si ya, ni fotos, ni grupos, ni applicaciones, ….

Esto me lleva a otra pregunta ¿Por qué microbloguear? ¿Es necesario contar en directo cada músculo que muevo y el esfuerzo y consumo de calorías que representa? Me empieza a parecer excesivo.

Que el Networking es útil y necesario para muchos perfiles profesionales (y personales) no lo cuestiono, lo que si cuestiono es esa obsesión por contar en “internet” lo que te está ocurriendo minuto a minuto (que me da la sensación es el objetivo de quien usa Twitter). Como todas las cosas, los extremos y excesos no son buenos. ¿ es posible concentrarse en otra actividad, cuando lo que ronda siempre por tu cabeza es “microbloguear”? Yo lo veo difícil.

Supongo que también será una cuestión de personalidad, y de la necesaidad de estar en contacto continuo con tus semejantes. No debo ser muy semejante!!! No tengo la necesidad imperiosa de contar a cada minuto lo que hago.

¿Alguien conoce alguna patología relacionada?

Deja un comentario